El país donde organizan polémicas milicias de voluntarios para combatir la violencia con armas, silbatos y látigos

Sudáfrica tiene una de la tasas más altas de homicidios del mundo. Por eso sus habitantes están armando grupos de voluntarios para cuidarse entre ellos.

El país donde organizan polémicas milicias de voluntarios para combatir la violencia con armas, silbatos y látigos

Sudáfrica tiene una de la tasas más altas de homicidios del mundo. Por eso sus habitantes están armando grupos de voluntarios para cuidarse entre ellos.

Sudáfrica tiene una de la tasas más altas de homicidios del mundo. Por eso sus habitantes están armando grupos de voluntarios para cuidarse entre ellos.